¿Quieres una piel como recién salida del salón de belleza? El exfoliante es la clave

¿Quieres una piel como recién salida del salón de belleza? El exfoliante es la clave

Margarita Lluch Pedragosa

Todas deseamos lucir un cutis sano y lleno de luz, pero a veces, el estrés, la falta de sueño, la contaminación y, en definitiva, la ausencia de cuidados, hacen que nuestra piel se vea sin vida y deshidratada. Uno de los tratamientos de belleza que mejor pueden ayudarnos en estos casos es la exfoliación. Si todavía no la has incorporado a tu rutina de belleza, aún estás a tiempo. Te explicamos por qué debes hacerlo.

¿Por qué hay que exfoliar la piel?

Exfoliar es un sencillo gesto que permite la regeneración celular de la piel tras eliminar la acumulación de células muertas. Además, la exfoliación facial limpia los poros de cualquier impureza y prepara la piel para absorber cualquier tratamiento que se le aplique a continuación. Tras exfoliar, la piel se vuelve más aterciopelada, recupera su brillo y flexibilidad y se atenúan cicatrices y manchas. ¿Te parece poco?

Cómo se usa el exfoliante

Se trata de uno de los rituales de cuidado del rostro más injustamente olvidados. Sin embargo, puede ayudarnos enormemente a conseguir que nuestra cara se vea más tersa, suave y luminosa. Eso sí, antes de incorporarlo a tu rutina de belleza, es importante que sepas algunas cosas.

  1. Aunque cada exfoliante tiene sus indicaciones de uso, como norma general, deberás aplicarlo sobre la piel humedecida realizando movimientos circulares de arriba hacia abajo. Empieza por la frente, sigue con el mentón y acaba con las mejillas.
  2. Si tienes la piel grasa o mixta, puedes exfoliarte una vez a la semana, utilizando un exfoliante oil free o en formato gel. Si, por el contrario, la tienes seca, puedes limitar la exfoliación a una vez al mes. Exfoliar con demasiada frecuencia puede hacer que aparezcan rojeces e irritaciones, así que no abuses de este tratamiento.
  3. La piel del contorno de ojos es especialmente sensible y fina, por lo que es recomendable que la dejes a salvo durante la exfoliación.
  4. Exfoliar la piel de nuestro rostro está muy bien, pero de nada te servirá si después no la hidratas como debes. Una vez la hayas limpiado en profundidad, ponle una buena crema hidratante para aportarle el agua y los nutrientes que necesita.

Exfoliante facial con microperlas vegetales para eliminar las células muertas

El gel exfoliante facial con microperlas vegetales de alantoína es una emulsión exfoliante con perlas de jojoba creada para eliminar las células muertas y las impurezas de la piel.

Gracias a la acción de los gránulos de la jojoba, la fórmula del exfoliante facial de LluchKare favorece la renovación de la epidermis, reduce los poros dilatados y suaviza la textura de la piel. Por su parte, la alantoína aporta la hidratación necesaria dejando el rostro con una agradable sensación de confort.

Si te hemos convencido de la importancia de exfoliar tu piel y te has decidido a incorporar este hábito a tu rutina de belleza, nuestra recomendación es que lo hagas una vez a la semana (si tu piel tiene muchas impurezas, puedes llegar a hacerlo dos veces). Empezarás a notar los primeros beneficios desde la primera aplicación.

Margarita Lluch Pedragosa

Margarita Lluch es farmacéutica licenciada por la Univerdidad de Barcelona, copropietaria y titular de Farmacia Lluch de Badalona, con mas de 25 afios de experiencia.

La pasion por la Dermocosmética y la Dermofarmacia le ha llevado a cofundar LluchKare, una linea de Dermocosmética basada en el concepto de osmosis y enfocada a la Reparacion Celular Global y el restablecimiento de las condiciones celulares de una piel joven.

Añadir un comentario

* Los comentarios deben aprobarse antes de mostrarse